CONADE - México
WWW.CONADE.GOB.MX

Boletín del sábado 07 marzo

Portal CONADE
CONADE
Acapulco, Guerrero
 
Conade Anabel Molina nos mostró la forma correcta de tomar la escopeta al momento de realizar su disparo para evitar las lesiones.

Un día con Anabel Molina

Su blanco son los Juegos Olímpicos de Río 2016, pero en este momento la mira de su escopeta apunta a los Juegos Panamericanos de Toronto. Una vez ahí, Anabel Molina desea logar la cuota que la lleve a vivir su primera experiencia olímpica, máxima justa en la que espera, en un futuro, ser campeona.

Con una larga trayectoria deportiva, ya que desde los seis años de edad practicó patinaje sobre hielo y futbol, llegó al tiro deportivo a los 15, motivada por su naturaleza y temperamento audaz, así como por la curiosidad de conocer a fondo la tradición familiar en la caza, en la que su abuelo, Julio Molina, es un estudioso de esta disciplina.

La joven de 20 años rememora la manera en que esta disciplina la atrapó.

“Un día decidí que quería algo más fuerte, ya no me satisfacía el patinaje y futbol, como vengo de una familia que practica la caza quise un cambio y decidí intentarlo, yo no soy muy cazadora, pero me interesó conocer de que tratan las armas, disparar y sentir la adrenalina de disparar, mi papá es tirador y mi abuelo ha escrito libros relacionados al tiro, solo me habían llevado a ver los eventos pero como espectadora porque era muy pequeña, pero me surgió la inquietud de conocer lo que se sentía disparar una arma y fue entonces que comencé a interesarme”.

Pronto la disciplina dejó de ser una actividad y pasatiempo para convertirse desde hace cinco años en su pasión.

“Nunca me imaginé competir contra los mejores del mundo, estar en donde estoy y que el tiro se convirtiera en mi prioridad, no pensaba que me gustaría tanto como para dedicarle tanto tiempo, ha sido una gran actividad formativa en mi vida que me ha enseñado a ser la persona que soy hoy y a tener la responsabilidad con la que hago todas las cosas y se ha convertido en una gran parte de mi vida”.

Sobre las cualidades que ha tenido esta disciplina en su formación deportiva y personal destacó la mentalidad y concentración.

“Es un deporte que requiere mucha concentración y mentalidad, suena más agresivo de lo que realmente es, es un deporte muy exigente y en el que tienes que tienes que dedicarte al máximo, dar lo mejor de ti, porque es muy celoso y si lo dejas un tiempo tu rendimiento baja considerablemente, la ventaja es que es muy longevo y tienes mucho tiempo para perfeccionarte e ir mejorando como deportista”.

Pese a que los sacrificios que ha tenido que hacer para destacar han sido muchos a lo largo de su carrera, su pasión los ha hecho de lado, pues asegura es parte del proceso que la llevará a conquistar sus metas y convertirse en la mejor tiradora de escopeta del país.

“No me gusta quejarme porque me encanta mi deporte, me encanta ganar y trabajo para ello, me emociona cada competencia, cada disparo y cada entrenamiento, cuando te gusta lo que haces no te importa dejar cosas de lado, esta es una de mis prioridades y bien valen la pena no salir con los amigos, las largas horas de entrenamiento, el tiempo con la familia y los pocos días de descanso que tengo hasta en fines de semana, todo para conquistar mis metas y ser la mejor en lo que hago”.

Una sólida carrera educativa ha permitido a Anabel definir de la misma manera sus metas fuera de las áreas de competencia, en donde además promueve la lucha por los derechos humanos.

“Me despierto a las 5:30 para cumplir con mis obligaciones escolares, estudio la licenciatura en derecho y disfruto mucho hacerlo, es mi segunda pasión, en parte por eso estudie derecho porque quiero ayudar a muchas personas, hacer algo por esta sociedad y por este país que tanto nos necesita, mi meta es generar un cambió en la sociedad”.

Una de las experiencias que más atesora es la que vivió en 2011 con la realización de los Juegos Panamericanos del 2011 en Guadalajara, en la que generó diversas amistades.

“Todos somos muy diferentes pero convivimos muy bien juntos, es muy divertido estar en el área común con todos los tiradores y haces amistades ya que platicas con deportistas de todo el mundo, es un ambiente muy agradable, en Guadalajara fue la primera vez que me hospedé en una villa conviviendo con los deportistas más dedicados del continente en mi disciplina y de otras más, ahí fue cuando me sentí una verdadera deportista”.

Además logró un resultado favorable, al acariciar el podio en una de sus primeras competencias de corte internacional.

“Quedé muy cerca de lograrlo, me encantó competir en casa, considero que fue un buen resultado porque contaba con poco tiempo de experiencia para enfrentar una competencia internacional y quedar cerca de ganar medalla es algo que voy a recordar toda mi vida”, concluyó la deportista regiomontana, quien ante el inmenso apoyo que han depositado sus padres Julio Molina y Anabel García, en todos sus proyectos de vida, los considera parte esencial del éxito con el que goza como deportista y ser humano.

FRASE

“No me gusta quejarme porque me encanta mi deporte, me encanta ganar y trabajo para ello, me emociona cada competencia, cada disparo y cada entrenamiento, cuando te gusta lo que haces no te importa dejar cosas de lado, esta es una de mis prioridades y bien valen la pena no salir con los amigos, las largas horas de entrenamiento, el tiempo con la familia y los pocos días de descanso que tengo hasta en fines de semana, todo para conquistar mis metas y ser la mejor en lo que hago”.

FICHA TÉCNICA
Nombre: Anabel Molina García
Fecha de nacimiento: 28 de julio de 1994
Entidad: Nuevo León
Disciplina: tiro deportivo
Logros destacados: 1er lugar nacional, 1er lugar Campeonato Centroamericano, 2do lugar Campeonato Iberoamericano, 4to lugar en los Juegos Panamericanos de Guadalajara 2011.